Lo colonial y lo republicano, desde la concepción arquitectónica, recrean aun un trozo del corazón ─centro histórico─ del mismísimo corazón de la sábana sucreña con nombre propio: Corozal.

     Fundado en 1775 y de pronto con 65.000 habitantes, mal contados al día de hoy, este municipio ─segundo en importancia del departamento de Sucre─ vive la expectativa de lo que ha de sentirse y proyectarse, con clásico sabor sabanero, en ese entorno arquitectónico y durante uno de los días previos a su propio Carnaval, ese festejo anual que se cumple en diversos sitios del Caribe y el mundo y que, saltarín en el calendario, cobija este año los días 2, 3, 4 y 5 de marzo, cuarenta días antes de Semana Santa.

     Un nativo de nombre Jorge Barona Paniza, apasionado y sensible, gestor cultural, “amante de todas las manifestaciones artísticas”, se ha constituido, desde el año pasado, en motor de un acto que le da relevancia a ese preliminar del jolgorio corozalero que, como un todo, fue instituido hace más de medio siglo, tras haber

tomado, “como un referente obligado, al Carnaval de Barranquilla”.

     Lo confirma Barona Paniza, quien precisa que, allí en Corozal, “se puede llevar el gozo a la ciudadanía, pero el valor más grande lo debe tener cada ser, cada artista que dedica su tiempo, su ingenio, toda su capacidad creativa para que estas fiestas sean el mejor vehículo para cada manifestación cultural”.

     A él, de sopetón, de improviso, lo embarcaron en la misión de disponer de una noche del pre carnaval ─en la cual no había programación─, para que, allí en Corozal, creara y recreara algo diferente, muy cultural, llamativo, vivo,

multicolor, incluyente.

     Y así, “sale la idea de CarnavalArte, un espacio, a manera de galería, abierto a toda manifestación de arte: plástica, visual y musical”, dice Barona Paniza. “Porque es que, desde hace tiempo, ha venido generándose la inquietud de darle un valor agregado a la forma como se celebra nuestro carnaval y, con CarnavalArte, se está logrando”, precisa.

     Barona Paniza estudió, sin terminar, arquitectura en Barranquilla ─actividad en la cual “trabajé durante más de 20 años”, dice─ y ha contado con años a su favor para untarse de la expresión folclórica, artística y cultural más grande de Colombia, la barranquillera, declarada por la Unesco como Obra Maestra del Patrimonio Oral e Inmaterial de la Humanidad.

     “Una fiesta enriquecida por las tradiciones, la creatividad y el sabor de los barranquilleros, grandes anfitriones de la alegría en el mundo”, como reza la página web de sus actuales organizadores, pero que, desde sus comienzos y al través de los años, se ha nutrido, entre infinidad de aportaciones foráneas, de “artistas de Corozal”, dice Barona. “Para su desarrollo, aportamos diseñadores de carrozas, artistas en la elaboración de máscaras y un sinfín de paisanos que viven de esa fiesta en Barranquilla”.

     Así las cosas, Jorge Barona Paniza ─por sus conocimientos, por su entrega al rescate de expresiones culturales, por su condición de gestor─ era el indicado

para aportar, con ideas ejecutables, ese valor agregado. Y para que asumiera tal reto fue convocado, en 2018, por el alcalde del pueblo Andrés Vivero y el presidente de la Junta del Carnaval Eduardo Carlos De Vivero.

     “Se podría decir que ellos dos apostaron a ciegas y me preguntaron si me le media al asunto: solo faltaban 20 días para un evento que nunca antes había existido. Entonces, pensé en todos esos artistas semi-anónimos que tiene Corozal y las poblaciones circunvecinas y fue así como nos tomamos dos calles y el parque central que dieron lugar a una muestra de ‘Los cuadros vivos de Galeras’, exposición colectiva de todos los artistas plásticos que alcanzaron a traer sus obras, sus fotografías, sus caricaturas, sus instalaciones, el performance, y pudimos ver, aproximadamente, 300 obras. Y, además, artistas y grupos de música autóctona de nuestra región Caribe… Pitos y gaitas se hicieron presentes, procedentes de Montería, Cereté, Sincelejo, Sahagún… El número de músico que subió a tarima fue de casi 200… Había que decir que la improvisación reinó en ese momento, pero el resultado fue un éxito total”.

     Y el escenario, calles y parque en el entorno arquitectónico colonial y republicano que también preocupa al gestor cultural.

     Aquello que, como Carnaval de Corozal, se había mantenido en dos o tres desfiles populares, algunos conciertos y un reinado, ahora, tras la experiencia de 

     María Montes (María Fernanda Del Castillo Sucerquia): Buenas noches, compañero ¿Cómo me le ha ido? Tengo una recomendación/sugerencia para que publiques en el periódico virtual, a ver qué opinas.

     José: Con todo gusto... Bienvenida tu recomendación/sugerencia…

     María Montes: Perfecto… Me gustaría que se publicara una nota sobre el Carnaval de Corozal, sería muy bueno que apoyes este festival. Y en especial, el CarnavalArte que se encuentra dentro de la programación, estará presente en su segunda edición, y se celebrará el 16 de febrero. Allí se presentan músicos, galería de obras de arte, poetas (estoy invitada este año), danzas, etc. El CarnavalArte se lleva a cabo con el apoyo de la alcaldía, y fue una iniciativa de Jorge Barona Paniza, un muy buen gestor cultural y fotógrafo.

     José: Un número telefónico para hacer contacto informativo…

     MM: Claro que sí, dame tu número para que él te llamé. Listo.

     José: ¿Cómo se llama?

     MM: Jorge Barona Paniza, ya tiene tu número de contacto. Te llamará

para que te pase soporte visual y toda la información que requieras.

     José: ¡Ni más faltaba...!

     MM: Listo, genial, gracias por tu disposición.

CarnavalArte, apunta a algo más atractivo, más allá de los propios corozaleros, gracias a la dinámica de esos

artistas que, durante mucho tiempo, habían querido sacar la cara de sus talleres “y con gran sentido de pertenencia le hacen el regalo al sitio geográfico que más lo merecía en la sabana: su natal Corozal, indiscutiblemente agradecidos esos artistas con el señor alcalde y el presidente de la Junta 2018”, apunta Barona Paniza.

     Corozal, de esos poblados en los cuales la antigua arquitectura tiene que ser, necesariamente, patrimonio histórico, fue escenario para la telenovela ‘Las Juanas’ y, en aquella época, vivió un momento máximo de visitas de turistas que “venían a hacer fotografías a las casas y los lugares del rodaje”.

     Es un pueblo ganadero y agrícola, en donde, para esta época de carnestolendas, el almuerzo ha de ser, con toda seguridad, un mote de queso o un sancocho de gallina o de carne salá, que por las tardes no faltarán el diabolín con Kola Román ─así es el matrimonio ideal─ y luego un paseo por el parque más cercano para que te enteres no solo de las cosas del Carnaval sino de los sucesos del día acaecidos en el pueblo, pero con auténtico sabor a pueblo.

     “En fin, Corozal es un paraíso para el visitante”, que así lo promociona el creador y director de CarnavalArte-Corozal, acto de precarnaval que, este 2019, se cumplirá el sábado 16 de febrero, y que, de acuerdo con apreciación de su coordinador, “es el evento que más sentido de pertenencia le puede sustraer a cada corozalero, demostrable mediante su aporte cultural al Carnaval”.

     ─Esta es la segunda edición de CarnavalArte y ─pregunto─: ¿Qué 

expectativas tienes para el 16 de febrero próximo? ¿Cómo vislumbras el certamen hacia futuro?

     “Luego de cumplir un año este evento, creo que, como a un pequeño, ya le están saliendo los dientes… Creo que vale la pena invitar y traer gente de otras ciudades del Caribe, además de formalizar invitación a los dirigentes culturales. Invitaremos al director del Fondo Mixto de Sucre y, por medio de él, trataremos de que llegue a Corozal un funcionario del Ministerio de Cultura. ¡Qué bueno que fuera la propia Ministra! Soñar se puede y… ¡en eso estamos!”.

     ─En Corozal, ¿los niños hacen parte de la dinámica tanto del Carnaval como de las diversas expresiones culturales

del pueblo? ¿Cómo se compagina con las nuevas tecnologías y la incurable fiebre por los dispositivos electrónicos?

     “Por supuesto, ellos tienen su Carnaval Infantil en el que se le van inculcando las diferentes formas artísticas de participar y conservar esta fiesta”.

     ─Finalmente: tu exhortación a los pobladores de Corozal y su entorno geográfico para que se congreguen alrededor no solo de CarnavalArte sino del Carnaval.

     “Espero que CarnavalArte sea tomado como un gran hijo del Carnaval de Corozal. Sueño con que cada corozalero se crea dueño tanto de su carnaval como de CarnavalArte. Hay que dejar a un lado la creencia de que esto es una 

fiesta de una administración o de una Junta”.

     Una exhortación de quien, más allá de su trabajo por lograr el brillo del Carnaval de su pueblo, se preocupa por la conservación del entorno arquitectónico colonial y republicano del centro de su terruño, una riqueza cultural para la cual nunca se tomaron medidas de gobierno a fin de prevenir que hermosas fachadas hubieran sido demolidas y convertidas en moles con marcos de aluminio.

     “No queremos que pase lo mismo con las pocas casonas que se conservan en Corozal… Al Concejo se le pide, de rodillas si quieren, que dejen de pensar en sus bolsillos, y piensen en la imagen del pueblo”, ha dicho Barona Paniza a medios de información.

    La cita carnavalera es, pues, en Corozal.

     Mientras tanto, en Sata Marta se busca la máxima participación de todos los samarios en el Carnaval del 2019.

     En la rodadota de esa rueda-roca de alegría, la Fundación Carnaval del Sur de Santa Marta desarrolla diversas actividades durante la pre-temporada, las cuales son encabezadas por la Reina Central Karen Lavalle y el Rey Momo Jimmy Vélez, y la Reina Veterana Lilia Leal y el Rey Momo Clemente Toncel, así:

     Tras la ‘Toma de Santa Marta’, cumplida el 11 de enero, y la izada de bandera del Carnaval del sur, este domingo 13 de enero, en la casa del carnaval del sur, lo que viene es lo siguiente:

     Sábado de salsa pickotísimo: 26 de enero, 7 p.m., en la Casa del Carnaval.

     Lectura del bando: 2 de febrero, 7 de la noche, parque de La Ciudadela.

     Ciclo de talleres de carnaval: Del11 al 15 de febrero, 4 p.m., casa del Carnaval del Sur.

     Festival de tambora: Homenaje a Odacir Mendoza Carranza: 15 de febrero, 7 de la noche, parque del barrio Manzanares.

     Noche de guacherna: desfile y evento en homenaje a la reina de la guacherna samaria, la licenciada Graciela “Chela” Orozco: 16 de febrero, 7 de la noche, salida de la calle 30 con cra. 2ª y llegada a la Casa del Carnaval.

     Coronación de la reina, show dancístico – agrupaciones musicales: 23 de febrero, 7 de la noche, parque de La Ciudadela 29 de julio.

     Desfile carnavalito infantil: 1 de marzo, 9:00 am, desde la iglesia la candelaria hasta el parque de la Ciudadela 29 de Julio.

     Para lo cuatro días de jolgorio continuo, la programación es la siguiente:

     Desfile gran batalla de flores: sábado 2 de marzo, desde las 2 de la tarde, con salida en inmediaciones del colegio de La Presentación con llegada a la Casa del Carnaval, para dar comienzo a la Noche Carnavalera.

     Recocha carnavalera: domingo 3 de marzo, Casa del Carnaval del Sur, desde las 2 de la tarde hasta las 3 de la mañana.

     Baile de polleras y cumbión del carnaval: lunes 4 de marzo, Casa del Carnaval del Sur, desde las 2 de la tarde, hasta las 3 de la mañana.

     Joselito Carnaval muere en el sur: martes 5  de marzo, desde las 3 de la tarde… Principio y fni, arranque y llegada: Casa del Carnaval del Sur.

     El presidente de Funcarsan Rafael Muñoz Escárraga dijo que la entidad que preside invita a los samarios a gozar con mucha alegría y con prevención el Carnaval 2019…

     “Más adelante les informaremos sobre los grupos y conjuntos musicales que presentaremos en la Casa del Carnaval del Sur… Píntate y disfrázate como quieras”, puntualizó.