Por Inocencio De la Cruz

     Francisco Zumaqué García, compositor nacido en Cereté, Córdoba-Colombia, en 1945, ensaya ahora una partitura —acciones y parlamento— con 13 notas, o 13 claves, para llegar al Senado de la República.

     De una dimensión artística forjada a punta de talento, ‘Pacho’, como se le dice cariñosamente, terminó sus estudios musicales en el Conservatorio Nacional de Bogotá, 1971, y por haberse destacado allí como el mejor alumno viajó a París donde estudió, además, música electrónica y electro-acústica.

     En el ámbito internacional ha merecido las más altas distinciones como ‘Gran premio de composición Lili Boulanger’, el ‘Príncipe Rainiero de Mónaco’, el ‘Latinoamericano de Composición’ de Río de Janeiro y el ‘Bodas de Papel’ de El Tiempo.

     Becado por el gobierno colombiano, continuó sus estudios en Francia, con Nadia Boulanger, Pierre Schaeffer y Michel Philippot.

     Su obra ha sido básicamente dirigida para la ejecución por orquestas sinfónicas y de cámara, pero ha hecho incursiones en el campo de la música de la zona andina y de la autóctona del caribe colombiano. Es, además, 

profesor de composición en el Conservatorio Nacional de Bogotá.

     Hasta aquí, en esta breve sinopsis biográfica, se aprecia a grandes rasgos la dimensión artística del maestro cordobés, amamantado y fortalecido en la fuente nutricia de su padre, Don Francisco Zumaqué Nova, gran innovador, que creó la ‘Macumba’ y dirigió por muchos años su propia orquesta, ‘Los macumberos del Sinú’ y la ‘Banda Sinfónica’ del departamento de Córdoba. Años después, Zumaqué García creó la ‘Macumbia’, en homenaje a la obra de su padre.

     Es, además, el único compositor latinoamericano que puede mostrar éxitos de gran acogida popular junto a un repertorio clásico reconocido y aclamado en las más altas esferas de la música internacional, al igual que temas salseros:

     ‘Sí, sí, Colombia’, ‘La macumbia’, ‘Cumbialma’, ‘El cuentero’, ‘Las mujeres de mi tierra’, ‘Fantasía Caribe’, ‘Réquiem for the Amazon’, ‘Arde Roma’, ‘Resiliencia en la tierra’, ‘Misa sacerdotalis’, entre otras, hacen su lista de

composiciones, lo mismo que los arreglos y la coautoría del tema ‘Páginas de mujer’, cuyo coro ‘Oye mi canto’, fue plagiado impunemente por Gloria Estefan, tanto en 

Zumaqué, más que ‘La macumbia’ y ‘Cumbialma’, ‘Sí, sí, Colombia’... El artista Caribe ha de llegar bien afinado para cantarla bien cantada en el Congreso...

la letra como en la melodía. También hizo arreglos y tocó el piano en producciones de la fania All Star, Héctor Lavoe y Alfredo De La Fe, entre otros.

     El maestro Zumaqué ha hecho un alto en su camino musical para emprender uno mucho más difícil pero igualmente trascendental: servirle a su país y a la cultura, desde el Senado de la República, al cual aspira como parte de la lista de ‘Los decentes’, con el número 13 en el tarjetón.

     Entre las iniciativas legislativa que ya compone, destaca la creación de la ‘Ley nacional de la música’, herramienta constitucional que, increíblemente, no existe en un país que ha producido tanta música y tantos artistas que son reconocidos en todo el planeta.

     “Todo ciudadano honesto tiene, no solo el derecho sino la obligación de participar en política si tiene un programa serio que ayude a fortalecer a la nación y sus habitantes”, dice enfáticamente este gran músico.

     “Mi base programática tiene como prelación la fundamentación y desarrollo de la ‘Economía del conocimiento’, centrada en el recurso principal y eternamente renovable del talento humano que, a diferencia del petróleo, el gas natural, el carbón y otros minerales, nunca se agota ni contamina al ser aprovechado”, puntualiza Zumaqué, cuya partitura propositiva se resume en tres ejes temáticos, de los cuales se derivan 13 claves:

Ejes temáticos:

     —1.- Educación y Cultura para la Paz y la seguridad

     Gestionaremos:

     a.- Una educación gratuita de calidad, incluyendo la educación superior, para todos los colombianos, en las ciudades y en el campo, con énfasis en el desarrollo de la creatividad, las artes, el deporte y los valores ciudadanos.

     b.- Extender la televisión pública con programación cultural de calidad a todo el país y masificar el internet en todo el territorio colombiano con apoyo estatal

     c.- Cerrar la brecha abismal que hay en la práctica entre educación y cultura, armonizando sus intereses y aportando a la educación mayores y mejores contenidos culturales que la excluyan de la rutina de sus currículos. Esto nos conducirá a avanzar en una gestión del conocimiento y forjar una convivencia culta, sensible, próspera y segura, 

Hay confianza... Tanta, que la aspiración es la de Zumar...

--- 

en oposición a una seguridad ciudadana basada en la represión.

     2.- Desarrollo humano ambientalmente sostenible:

     Propenderemos un ejercicio de gobierno, con un uso transparente de los recursos del Estado, combatiendo la corrupción en todas sus formas, propiciando los proyectos, programas, procesos y acciones que permitan disminuir y contrarrestar la pobreza para ayudar a los colombianos a disfrutar de las ventajas de una democracia de oportunidades.

     Así mismo, buscaremos satisfacer las necesidades de crecimiento económico del país sin comprometer la conservación de los recursos naturales.

     Se propondrán incentivos para el desarrollo de energías renovables y limpias como son la energía eólica, solar, geotérmica, mareomotriz y de biomasa.

     Propondremos leyes que permitan mitigar los efectos del cambio climático; así como el estudio, la vigilancia y control de los procesos de rescate y defensa de los cuerpos de agua, de nuestros mares y ríos especialmente del Río Magdalena porque él es parte integral de nuestra nacionalidad y nuestra cultura.

     3.- Fomento y defensa de la identidad cultural y desarrollo de la economía naranja:

     Trabajaremos en procesos educativos populares para enseñar el reconocimiento, valoración, promoción y defensa de nuestro patrimonio cultural tangible e intangible, base fundamental de la construcción de la identidad colombiana y destacando la importancia del conocimiento, la cultura y la creatividad, que, sin duda, son valores que nos unen.

     Para eso, apoyaremos acciones que liberen el espíritu creador y de servicio de los colombianos, actividades como la música, las artes escénicas, plásticas, visuales, proyectos editoriales, televisión, la radio, video juegos, investigación, arquitectura, diseño de software, artesanías, festivales, fiestas y tradiciones populares, entre otros, que se deben transformar en bienes y servicios que puede ofrecer un país en paz, en su nueva relación con el mundo.

     Impulsaremos la recuperación y conservación de los factores de creación, historia e interpretación de nuestras sonoridades ancestrales a la luz de los nuevos procesos musicales; en el fortalecimiento y ampliación del Programa Nacional de Música; así como en la reglamentación, implementación y aplicación de la Ley de Seguridad Social del Artista Colombiano, recientemente sancionada,  y en la creación de la Ley Nacional de Música que ponga al día los procesos de creación, producción, difusión y consumo de nuestra música.

     —Las 13 Claves, o 13 Notas, de Zumaqué suenan así:

     1.- Creación e implementación de la Ley Nacional de Música

     2.- Fomento y desarrollo de nuestra identidad cultural

     3.- Desarrollo de la economía Naranja: por una economía creativa y del conocimiento

     4.- Desarrollo de las artes, el deporte y los valores ciudadanos

     5.- Reconciliación del pueblo colombiano para garantizar una verdadera paz que incluya los indígenas, los afros y los campesinos

     6.- Acceso a internet con apoyo estatal en todo el territorio colombiano

     7.- Oportunidades de crecimiento integral para todos y especialmente: niñez, juventud y adultos mayores

     8.- Educación gratuita de calidad

     9.- Uso transparente de los recursos del Estado

     10.- Desarrollo humano ambientalmente sostenible

     11.- Empleo a escala social: desarrollar oportunidades de empleo desde los hogares

     12.- Defensa y conservación del aire, la tierra y el agua y promoción de las energías renovables.

     13.- Creación de una Red nacional de actores de la Cultura

     Francisco Zumaqué, en un hecho inédito, actuará con su orquesta y luego será orador, en el cierre nacional de campaña de Gustavo Petro y los aspirantes al congreso por la lista Decentes, el próximo domingo 4 de marzo, en la Plaza de la Paz, de Barranquilla.