El consultor político como un especialista en comunicación política es el responsable de definir el mensaje que el candidato quiere enviar a los electores, de seleccionar los medios e instrumentar el proceso de comunicación.

     Los consultores políticos guían a los candidatos durante todo el proceso electoral, estudian al electorado, preparan y deciden qué deben hacer los aspirantes a un cargo de elección popular para lograr que los electores reaccionen como ellos desean.

     Mientras un director o jefe de campaña tiene un control diario y una autoridad decisoria, un consultor político puede ejercer como gerente político o solamente hacerse cargo de una parte operativa. En algunas campañas, los consultores contratan a otros consultores especialistas en producción de radio y televisión, manejo de prensa, investigación del mercado electoral, media training, construcción de imagen, publicidad y otras actividades que 

requieren de un grado de experiencia y especialización.

     El concepto está ligado al de marketing político, que Martínez Pandiani (2004) define como el conjunto de técnicas de investigación, planificación, gerencia y comunicación que se utilizan en el diseño y la ejecución de acciones estratégicas y tácticas a lo largo de una campaña política, de una campaña electoral o de difusión institucional.

     En América Latina, en cambio, se trabaja sólo minoritariamente con consultores europeos. América Latina sigue siendo un mercado dominado por los consultores americanos. El régimen presidencialista y un estilo de campaña muy costoso y centrado en los medios, así como la cultura del consumo, se ajusta más al estilo y las estrategias publicitarias estadounidenses que al estilo de campaña prevaleciente en Europa, que privilegia más al partido y a la 

organización.

     Sin embargo, en la última década la situación vigente en América Latina también ha experimentado ciertos cambios. Luego del fracaso que sufrieron varias costosas campañas políticas, inspiradas en la americanización, se buscaron nuevas formas de campaña que se adaptaran mejor a la idiosincrasia latinoamericana.

     Como consecuencia de tal situación, surgió una nueva generación de especialistas locales que comenzaron a competir con los consultores americanos. Wolfenson (1997), explica la forma en que los consultores se fueron adecuando a esta nueva realidad.

     A su vez, las consultoras internacionales 

fueron incorporando «socios» locales para trabajar en el continente. Comprendieron que en lugar de imitar simplemente al estilo americano, sus esfuerzos debían estar dirigidos a desarrollar una mayor creatividad en los nuevos campos de acción con consideración de la realidad latinoamericana. Otros organismos se fueron creando como el Centro Interamericano de Gerencia Política que empezó a divulgar las técnicas utilizadas en campañas electorales latinoamericanas. También se organizaron cursos y seminarios para formar nuevos cuadros y se hicieron convenios de colaboración con universidades locales.

¿QUÉ ES UN CONSULTOR POLÍTICO?

     Un Consultor Político es un profesional de las Campañas Electorales y de la Comunicación de Gobierno, que cuenta con conocimientos multidisciplinarios en materia de Encuestas y Opinión Pública, Estrategia Electoral, Mensaje, Mercadotecnia Política y Propaganda, Recaudación de Fondos, Campañas Negativas, Evaluación de las Estrategias y en el aprovechamiento eficiente de los recursos disponibles.

LA LABOR DEL CONSULTOR POLÍTICO

     Un Consultor Político se prepara y dedica buena parte de su tiempo a estudiar el comportamiento de los electores a través de estudios de opinión pública, ya sean encuestas o focus groups, para detectar los temas que son más sensibles para los electores, para conocer cuál es el estado de ánimo de quienes van a votar y para encontrar los mensajes más eficientes en una Campaña.

     El Consultor Político es experto en diseñar verdaderas estrategias electorales que le ayudan a Ganar las Elecciones, porque reúne los conocimientos y la experiencia adquirida por su participación en muchas Campañas para ponerlos al servicio de sus clientes.

     Un Consultor Político profesional tiene conocimientos sólidos de Mercadotecnia Política, lo que le permite diseñar mejores mensajes de Campaña, que ayuden a convencer a la mayoría del electorado, de la misma manera que es capaz de diseñar mejores productos de propaganda y maneras más eficientes de aprovechar los recursos disponibles al escoger los medios más adecuados para transmitir al menor costo los mensajes. Por su formación y experiencia, un Consultor Político constituye un importante apoyo externo para los Gobiernos y sus equipos de Comunicación.

¿POR QUÉ CONTRATARLO?

     Porque un Consultor Político es un profesional que se ha preparado y ha acumulado experiencia para ayudarles a sus clientes a ganar las elecciones.

     Porque un Consultor Político le ayudará a diseñar una verdadera Estrategia Ganadora, basado en el conocimiento profundo del comportamiento de los electores.

     Porque el Consultor Político encontrará los temas más sensibles entre el electorado y le ayudará a definir los mensajes más efectivos para ganar la mayoría del electorado.

     Porque el Consultor Político encontrará los medios más eficientes para transmitir sus mensajes y el uso de los recursos disponibles.

     Porque un Consultor Político le proveerá de mecanismos eficientes para incrementar la recaudación de fondos para su Campaña.

     Porque el Consultor Político tendrá como único objetivo el que usted o su Candidato gane la elección, sin distraerse ni atender otros asuntos.

     Porque el Consultor Político le hablará con franqueza de los que está bien y mal en Campaña, permitiéndole corregir a tiempo los errores.

     Porque lo que usted le pagará al Consultor Político se verá ampliamente compensado con la eficiencia de su Campaña, con los ahorros que usted hará al aprovechar mejor sus recursos y por los nuevos fondos que usted obtendrá.

¿CUÁNTO CUESTA CONTRATAR UN CONSULTOR POLÍTICO?

     Contratar un Consultor Político es más accesible de lo que usted se imagina.

     Considere que la contratación de un buen Consultor Político puede ser la diferencia entre la derrota o el triunfo en una elección.

     Usted debe considerar además que los ahorros que obtendrá por la asesoría de un Consultor Político, quien lo orientará en cómo hacer un uso eficiente de sus fondos de campaña, los cuales sobrepasan lo que usted invertirá en pagar sus honorarios.