Sonido Musical Instrument Digital Interface, MIDI: canción ‘Caminando entre cuevas’

Autora: Irene Hernández

Valores: bondad, generosidad, ayudar

     Por fin llegaron las vacaciones y Mario y Pablo fueron al campamento de verano. Allí hacían cada día un montón de cosas divertidas, pero lo que más les gustó fue participar en la gran gymkhana.

     En ella tuvieron que superar un montón de difíciles pruebas, hasta que encontraron un cartel que ponía: «Al lado del río, en un sitio donde no llueve nunca, allí encontraréis la siguiente pista…».

     —¿Un sitio donde no llueve nunca? —preguntó Mario.

     “Uhmmm… Será un sitio con techo…”, respondió Pablo

     —“¡Claro! ¡La cueva del río! ¡Vamos!” —gritaron los dos.

     Pablo y Mario fueron corriendo a la cueva, pero, al entrar, oyeron un ruido muy fuerte y, muy asustados, preguntaron: “¿Hola? ¿Hay alguien ahí?”.

     Pero el ruido se escuchó más fuerte aún y los dos huyeron corriendo a contar al resto de niños lo ocurrido.
“¡Anda ya! ¡Os lo estáis inventando porque no habéis ganado la gymkhana!”, les decían los demás.

     Pablo y Mario no podían dejar de pensar en qué sería lo que había en la cueva, así que volvieron una vez más, pero esta vez llevaron un montón de comida por si tenían que pasar allí la noche o por si se trataba de un animal y quería atacarles.

     Cuando llegaron, oyeron de nuevo aquel ruido, pero dejaron en la entrada de la cueva la comida y se escondieron para ver qué pasaba.

     Pasaron horas y más horas esperando y estaban tan cansados que incluso se quedaron dormidos. Al despertar, vieron como la comida había desaparecido.

     “No sabemos lo que hay ahí dentro, pero sea lo que sea está claro que tiene hambre. ¡Vayamos a por más comida!”, comentaron.

     Los dos fueron por más comida y, mientras la dejaban en la entrada, un animal gigante salió de la cueva y se acercó a ellos. Muertos de miedo, se subieron a un árbol de un salto.

“¡No os voy a hacer daño!”, escucharon.

     Cuando miraron hacia abajo, vieron que se trataba de un oso muy grande.

     —¿Por qué haces esos ruidos tan feos si no vas a hacernos daño? —le preguntaron.

     “Venid conmigo y os lo explicaré”, contestó el oso.

     Dentro de la cueva encontraron a mamá oso con sus dos ositos. La pobrecita tenía una herida muy grande en la pata que se había hecho al pisar un cepo y le dolía tanto que cuando lloraba sus lamentos sonaban atronadores por culpa del eco que había en la cueva.

     Pablo y Mario prometieron que volverían con ayuda y regresaron corriendo al campamento. Contaron a los demás todo lo ocurrido y, esta vez, todos les creyeron. Entre los niños y los monitores, reunieron comida y todo lo necesario para curar a la osa. Un tiempo después la osa estaba totalmente recuperada y pudo salir de su cueva a jugar con papá oso y sus ositos.

     Tomado de http://www.cuentoscortos.com

Fernando Mora R. 3138710837 – navarquia@gmail.com – NAVARQUÍA – Cra 15 No. 118 – 45 L. 205 – Santa Bárbara – Bogotá

     Dieciséis talleres de formación en danza contemporánea, entre este lunes 12 y el viernes 16, ha de desarrollar la compañía de danza contemporánea ‘El colegio del cuerpo’, dentro de un compartir de sus experiencias con bailarines, coreógrafos y docentes de la ‘Capital de vida’-Barranquilla.

     Hace parte del plan de fortalecimiento a los procesos de aprendizaje, creación y circulación de productos artísticos en el sector de la danza, impulsado por la Alcaldía de Barranquilla y su Secretaría de Cultura, Patrimonio y Turismo, en alianza con la Universidad Jorge Tadeo Lozano seccional Caribe, Promigas y Procaps.

     ‘El colegio del cuerpo’, de Cartagena, es una de las compañías de danza contemporánea más reconocidas del país y del Caribe colombiano, y su visita a la capital del Atlántico se enmarca dentro del Programa Nacional de Concertación Cultural del Ministerio de Cultura.

     Las diferentes actividades académicas de la compañía cartagenera, enriquecerá a bailarines, coreógrafos y docentes de las cinco localidades de Barranquilla.

     La formación en danza contemporánea —los 16 talleres—, avanzará a partir del texto literario ‘El camino hambriento’, del escritor nigeriano Ben Okri, y serán 120 los artistas barranquilleros los concurrentes, entre ellos beneficiarios de Casas Distritales de Cultura, el programa

bandera de la Secretaría de Cultura, Patrimonio y Turismo.

     “Una vez más nos enorgullece recibir al talentoso equipo de ‘El colegio del cuerpo’, que intercambiará sus saberes y prácticas con las nuevas generaciones de danzantes de la ciudad”, dijo el secretario de Cultura, Patrimonio y Turismo de Barranquilla Juan José Jaramillo. “En los talleres participarán niños y jóvenes entre los 10 y 25 años, además de docentes y padres de familia, quienes van a absorber muchos conocimientos a partir de la experiencia del grupo”.

     Otra de las actividades de la agenda ‘El colegio del cuerpo’ en Barranquilla tendrá lugar, este martes 13 de agosto, a partir de las 10:00 de la mañana, en el auditorio de la Universidad del Norte: la conferencia ‘La educación del cuerpo, el cuerpo en la educación’, a cargo de su director Álvaro Restrepo, quien, junto a su equipo, ilustrará su discurso con intervenciones dancísticas.

     Luego de los talleres, los beneficiarios presentarán una muestra con las evidencias del proceso académico, el viernes 16, a partir de las 6:00 de la tarde, en el coliseo Elías Chegwin. Ese mismo día, a las 7:00 de la noche, en ese mismo sitio, los barranquilleros también podrán disfrutar del talento de ‘El colegio del cuerpo’, con la obra ‘Animal family’, con entrada libre.