A liderar y… ¡Campeón!

Retorna El Impertinente con sus impertinencias en torno a Junior y su accionar en Liga Bet Play y Copa Sudamericana… Y Ronald Soto informa sobre el tercer título logrado este año por Atlántico en fútbol aficionado.

Metropolitano: un lleno para la frustración, pero…
¡a repetir asistencia!, ante Unión en Sudamericana

Por El Impertinente

Aparentemente había vuelto inexpugnable su estadio. Imbatible su localía. Invencible en el Metropolitano Roberto ‘Flaco’ Meléndez. Más de veinte partidos invicto como local, solo un empate en Liga Bet Play/2022-primer torneo.

Pero llegó un equipo chico —felino, eso sí— y devoró tiburones en localía, ‘equipo grande’: Jaguares de Montería le encajó cuatro goles a un Junior que anotó dos, pero que jugó el peor partido de este año.

Que era el equipo alterno, dirán, pero ya había un antecedente de excelente resultado: con goleada, 4-0, ese alterno, con una que otra variante, había derrotado a Envigado y clasificado a Junior a los cuadrangulares de la Liga Bet Play.

Se perdió el invicto en el Metro y había de llegar el primer partido del cuadrangular A ante Nacional, con público —se había levantado la sanción—: más de 32 mil asistentes al Metropolitano. Un lleno para la frustración, ‘La querida’ no fue ganadora como la deseaban sus centenares de miles de amantes.

Cuan largo es, Geovani Moreno alcanzó el balón por los aires y lo desvió hacia el fondo del arco de Junior: gol
para el empate 1-1 en el Metropolitano.

En el primer tiempo, Junior jugó sobrado, futbolísticamente superior al equipo que dirige Hernán Darío Herrera, pero no hizo más de un gol ante un gigantesco puñado de posibilidades desperdiciadas —el goleador Miguel Ángel Borja, autor del tanto,  minuto 17, se comió dos o tres; algo parecido con Ómar Albornoz—, único gol que lo mantenía victorioso hasta cuando apareció, en la segunda etapa, cuan largo-piernas de flamenco es, Geovani Moreno y, en esfuerzo sobrehumano, minuto 60, alcanzó por los aires un balón que iba para afuera y lo desvió hacia lo profundo de la valla del arco de Mario Sebastián Viera para el empate y la cesión tiburona de dos puntos como local, ante un equipo que ya suma ocho partidos sin que Junior lo derrote. Y para que Moreno saliera lesionado, tras el tremendo esfuerzo de estiramiento. Los dirigidos por Juan Cruz Real habían bajado la guardia, abusado de la localía, y, en ese lapso, un visitante mejor organizado aprovechó una de sus pocas opciones de gol y logró lo que hubo de constituirse en una victoria para Nacional.

Este jueves 26 de mayo, otro cantar, mismo escenario y otra competencia: Copa Sudamericana, 7:30 de la noche, Unión de Santa Fe de Argentina. Para hacer respetar el Metro, ganar, congraciarse con la hinchada, afianzar liderato y pasar a la siguiente fase.

Para este compromiso, Juan Cruz afronta un problema en defensa, que, honestamente, no debe resultarle complicado de solucionar: Jorge Arias suma tres tarjetas amarillas y no será de la partida. Tampoco Hómer Martínez ni Enrique Serje —que lo han hecho en defensa central—, porque están lesionados. La opción con condiciones —y una merecida oportunidad— ha de ser para Alfonso Simarra, en quien Cruz Real debe comenzar a confiar plenamente de una vez para siempre tras la ida de Germán Mera.
Afición juniorista: a criticar, sí, pero a no dejar de creer en Junior… Y a volver a llenar el Metropolitano, a darle moral al onceno tiburón para que no caiga en el ‘altibajismo’.

¡Atlántico gritó… «¡Campeón!», en casa

Por Ronald Soto

Galindo anotó el de campeonar en la serie desde los 12 pasos y a alzar la copa en el Nacional Sub-15 de Fútbol.

Se acabó la espera. Después de casi tres años, la Selección Atlántico volvió a gritar «¡Campeón!», tras quedarse este lunes en Barranquilla con el título del Campeonato Nacional Sub-15 de Fútbol.

Luego de un cerrado partido de la final que terminó 0-0 contra Antioquia, el seleccionado atlanticense se impuso 3-0 en la definición por penales en el estadio Romelio Martínez.

El gran héroe fue el arquero Danny Castro, quien atajó dos cobros, mientras que Jean Galindo fue el encargado de ejecutar el que aseguró el título. Entró a pocos minutos del final y cumplió con su tarea.

El primer tiempo fue muy cerrado, con dominio alterno y pocas opciones de gol, una por onceno.

Atlántico se aproximó con un cabezazo de Sebastián Ospino que se fue desviado, tras un tiro de esquina lanzado por Jordan Barrera.

La de los antioqueños fue con un remate de Juan Sebastián Palacios que el arquero Danny Castro envió al tiro de esquina.

La etapa complementaria fue similar, incluso en oportunidades para marcar. Los atlanticenses la tuvieron en una acción en la que Nelson Cárdenas eludió a dos rivales, pero su remate de zurda se fue por encima de la portería.

Los visitantes tuvieron la más clara a 4 minutos del final. Su goleador Juan Esteban Sánchez eludió al portero y disparó de zurda, cuando ya se alistaba para celebrar apareció el zaguero Andrés Sánchez para salvar su pórtico.

Misión cumplida… Tercera copa del año obtenida…

Los penales 

Atlántico fue más efectivo, cobró cuatro veces y marcó tres. Acertaron Jordán Barrera, Sebastián Ospino y Galindo. Solo falló Yasir Conde.

Danny Castro detuvo los disparos de Juan Esteban Sánchez y Magno Valencia, mientras que el de Ferley Valencia se fue desviado.

“Estamos muy contentos con este título, era el objetivo. Muy felices de lograrlo en casa, dijo Gian Carlos Torres, quien dirigió al equipo junto a José ‘Ringo’ Amaya. “Había mucha confianza en el grupo, por eso el presidente de la Liga de Fútbol del Atlántico, Francisco Sánchez, pidió la sede de la final”.

El último título de Atlántico había sido en 2019. Ese año se han celebrado tres: en las categorías sub-15, sub-21 y sub-23.

Cuadro de Honor 

Campeón: Atlántico… Subcampeón: Antioquia… Semifinalistas: Magdalena y Valle del Cauca.

Goleador: Juan Molina (Valle del Cauca) 4 goles… Valla menos vencida: Andrés Tovar (Antioquia) 2 goles… Mejor arquero: Andrés Tovar (Antioquia)… Mejor ejecutor de penales: Nicola Profeta.